BIENVENIDO FAMILIA TOV ADMIN

Miles de personas en el mundo han recuperado la alegría y el encanto de la vida.

Talleres de Oración y Vida

Padre Ignacio Larrañaga

Miles de personas en el mundo han recuperado
la alegría y el encanto de la vida.

Talleres de Oración y Vida

Padre Ignacio Larrañaga


Warning: array_merge(): Argument #2 is not an array in /home/admin/public_html/wp-content/themes/holycross/includes/helpers.php on line 536
EXPERIMENTA EL AMOR DE DIOS

  • Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on Pinterest

1. Quédate quieto y en silencio practicando este Pequeño Silenciamiento

Imagen: © Depositphotos.com/[straga]

2. Invoca al Espíritu Santo cantando suavemente y sintiendo en tu corazón el canto Inúndame, Señor, con tu Espíritu

3. Escucha a Dios. A través de Lucas 10, 38-42 y para sentir que Él te habla, ten en cuenta lo siguiente:

  • Procura tener el alma vacía, abierta, tranquila, sin ansiedad, serenamente expectante, pues es el Señor el que viene, en su palabra, a tu encuentro.

  • Haz una lectura lenta, muy lenta, con pausas frecuentes, pensando que Dios te está hablando a ti, en este momento, con las palabras que estás leyendo.

  • Sustituye los nombres propios que aparecen en la lectura por tu propio nombre personal, pensando y sintiendo que el Señor está dirigiéndose a ti con tu propio nombre.

  • Sintetiza en una frase que te dice el Señor

38Siguiendo su camino, entraron en un pueblo, y una mujer, llamada Marta, lo recibió en su casa. 39Tenía una hermana llamada María, que se sentó a los pies del Señor y se quedó escuchando su palabra. 4Mientras Marta estaba absorbida por los muchos quehaceres de la casa. En cierto momento Marta se acercó a Jesús y le dijo: Señor, ¿no te importa que mi hermana me haya dejado sola para atender? Dile que me ayude. 41Pero el Señor le respondió: Marta, Marta, tu andas preocupada y te pierdes en mil cosas: 42Una sola es necesaria. María ha elegido la mejor parte, que no le será quitada.

4. Responde a Dios.

a. Vas a quedarte en silencio, en adoración, va a desaparecer el mundo y te vas a quedar sólo con tu Padre.

b. Siéntete seducido por Él, admirado por su cercanía y pequeño ante su grandeza.

c. Imagínate a Jesús en adoración, de noche, en la montaña, bajo las estrellas.

d. Imagina qué sentiría Jesús al dirigirse al Padre, y siéntete impregnado por esos mismos sentimientos.

e. Si deseas puedes pronunciar en silencio alguna de las frases de la oración que está a continuación. Permanece así el tiempo que desees.

Qué insignificante

¡Qué insignificante el firmamento
comparado con Tu Amor!

En el silencio te reconozco
Y Tú me reconoces;
me llamas por mi nombre
Yo salgo a buscarte.
Sobran ideas,
Sobran palabras:
sé que me amas
y eso me basta.
Ninguna otra cosa creada
podría saciar mi corazón.

Aunque una sola vez
Te hubiera experimentado,
¿quién podría borrar tu recuerdo?

Todo es insignificante
Comparado con tu amor.
¡Qué dulce es todo
si vienes conmigo!:
¡Qué ligera mi vida
si sigo tus huellas!

Porque Tú me amas,
yo existo:
solo en tu amor
tiene sentido mi vida.

Termina ese momento de Encuentro y Adoración lentamente:

Abre mis ojos

Abre mis ojos, quiero ver a Cristo,
poderle tocar, decirle: te amo.
Abre mi oído, ayúdame a oírte,
abre mis ojos, quiero ver a Cristo.  

Abre mis ojos…

Canto